De la harina al horno: la inspiradora historia de Anthony Araya y su trabajo en SIFAIS

0
238
Amor por la panadería y la pastelería es su mejor enseñanza.

Desde hace algunas semanas, encontramos dentro de Pan de Luz a una persona con una amabilidad, dedicación y, sobre todo, profesionalismo que destaca sobremanera, él se llama Anthony Araya, quién es vecino de San Jerónimo de Moravia y actualmente es profesor en Pan de Luz. Él se encarga de instruir a los miembros de la panadería y la comunidad, en las técnicas más actuales de panificación y pastelería.

Anthony, es egresado del INA de los programas de formación de Panadería y Pastelería, estudio que realizó después de finalizar la secundaria y el técnico en Turismo en el CTP Abelardo Bonilla, pues, se interesó por la rama de la gastronomía como su objetivo profesional. Él llegó a SIFAIS por un anuncio que vio su sobrina en redes sociales, en el cual se buscaban voluntarios para la fundación, él le pidió que se lo enviara para buscar la posibilidad de apoyar en la enseñanza de sus conocimientos, y desde ese momento se convirtió en parte activa de Pan de Luz.

Actualmente enseña el curso de Pastelería los jueves, viernes y sábados en SIFAIS, de 1pm a 5pm, a tres grupos distintos, la formación dura un año, y al finalizar sus alumnos tendrán la posibilidad de certificarse avalados por el INA. Su misión es transmitir el amor por la panadería y pastelería, pues, gracias a este oficio, él tuvo la oportunidad de evitar muchas situaciones que le hubieran provocado tomar caminos equivocados en su vida.

“La pastelería enseña compromiso, mucho amor y perseverancia”.

Él menciona que las personas que desean adquirir el oficio de la panadería deben tener dedicación, y no ver esto como un simple trabajo, sino, como un medio para seguir adelante. La enseñanza más significativa que le transmitieron sus profesores fue tener amor por el oficio, y esto es lo que él le quiere inculcar a sus alumnos de SIFAIS.

La panadería Pan de Luz fue fundada como parte de los programas de SIFAIS que busca generar empleo y mejorar la calidad de vida de los residentes de La Carpio. Acá se ofrecen productos de alta calidad, además, proporciona capacitación y empleo a los residentes de la comunidad. La panadería ha ayudado a transformar la vida de muchos residentes, brindándoles la oportunidad de aprender habilidades valiosas y generar ingresos para sus familias.